urban audit

 

El pasado 1 de marzo el Instituto Nacional de Estadística (INE) hizo públicos los resultados de la recopilación de información denominada Urban Audit, indicadores urbanos, que por encargo de la Dirección General de Política Regional y Urbana de la Comisión Europea elaboran las autoridades estadísticas de los países miembros de la Unión Europea (UE) coordinadas por Eurostat, la oficina de estadísticas de la UE. Para aquellos que quieran ver los datos de los distintos países de la UE, aquí les dejo el enlace a la página de Eurostat.

En la publicación del INE sobre España se recopilan 34 indicadores de 109 ciudades, aunque también se publican datos de las 46 áreas urbanas funcionales en torno a las ciudades de más de 100.000 habitantes y de indicadores por barrios para los 16 municipios de más de 250.000 habitantes. Escaso nivel de datos el que publica el INE pues a Eurostat le remite 63 indicadores.

Pero lo que más llama la atención es la antigüedad de la información. En concreto al hablar de renta neta se ofrecen en 2016 los datos de 2012. Y teniendo en cuenta que los datos de renta neta los proporciona la Agencia Estatal de Administración Tributaria, ya tenemos la primera laguna en la información. Como ejemplo palpable de la falta de reciprocidad y coordinación informativa entre las administraciones de este país, fruto de lo que considero una falta de lealtad institucional y no como consecuencia de las distintas competencias, no se publican datos de renta de las comunidades de Navarra y el País Vasco.

Lógicamente los medios de comunicación se hicieron rápido eco de los resultados que publicó el INE y el mismo día 1 ya teníamos algunos titulares sorprendentes, más propios de la llamada prensa amarilla británica, pero la mayoría de ellos sin recordar la antigüedad de la información con la que se estaba opinando. La situación de la economía española, y por extensión las condiciones de vida de los españoles, han cambiado mucho en los últimos 8 años, con relación a tiempos anteriores y entre sí, por lo que no podemos extraer conclusiones como si nada hubiera ocurrido y hay que ser muy cautos con las manifestaciones que se vierten.

Y digo lo anterior porque la información del INE nos proporciona datos curiosos, como por ejemplo que el área urbana funcional con menor renta neta media anual de los hogares en 2012 era Marbella con 18.382,80 euros. Han leído bien, Marbella, con la mitad de renta neta media anual por hogar que Madrid. Por eso, sacar conclusiones sobre ingresos o rentas basadas en los datos de las declaraciones del impuesto sobre la renta de las personas físicas es muy delicado y, de momento al menos, no nos proporciona una información útil. Y todo ello sin olvidar que en el tema de renta nos falta la información de País Vasco y Navarra.

Urban Audit, España 2015-2010, población residente y edad medianaOtra cosa es lo que se refiere a otro tipo de información, más objetiva, como puede ser la referida a la población. Y es sobre la que hoy les ofrezco información de dos variables importantes, en mi opinión, de las 46 áreas urbanas funcionales, la población residente y la edad mediana, para los años 2015 y 2010. Para aquellos que no dominen el mundo estadístico les diré que la mediana es una medida de posición central y es aquel valor de la variable que divide a la distribución de frecuencia en dos partes iguales. Ello significa que es un valor real y que, en el caso que nos ocupa, la mitad de la población tiene una edad superior y la otra mitad una edad inferior.

En algunos ámbitos la mediana, en este caso la edad mediana, tiene más relevancia informativa que la edad media. No hace falta que recuerde la teoría de los pollos para discutir sobre el valor informativo de esta última.

Pues bien, en lo que concierne a la población residente, vemos que a nivel nacional ha disminuido la población entre 2010 y 2015, ligeramente, aunque si tomáramos el dato de habitantes del país, veríamos que el descenso es muy superior. La caída de población es muy desigual en el país, pues hay áreas en que el aumento es significativo, como Sevilla o Málaga, y otras donde lo significativo es el descenso y aquí sorprende el dato de la disminución de población residente en las áreas de Santa Cruz de Tenerife, Valencia y Madrid.

En lo que a la edad mediana se refiere en todas las áreas urbanas funcionales se produce un aumento y este es significativo. En tan solo 5 años la edad mediana nacional ha aumentado en 2,47 años. Es un dato que refleja un envejecimiento muy acelerado de la población del país, lo que no nos augura nada bueno para el futuro. En 2010 la mitad de las áreas urbanas funcionales, es decir, 23, tenían una edad mediana inferior a los 40 años, en 2015 solamente son 6 las áreas con una edad mediana inferior a 40 años y es que la población española está envejeciendo a pasos agigantados.

Estos datos sobre población nos anuncian tiempos complejos a los que habrá que hacer frente con determinación y criterio homogéneo durante muchos años. Lo primero sería abordar con firmeza las medidas necesarias para que la tasa de natalidad aumente, de manera significativa y sostenida en el tiempo, y recuperar a aquella población joven y de mediana edad que la crisis ha expulsado del país.

Escrito por Pedro Luis Egea Vega

Pedro Luis Egea Vega

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.